La UMT del Virgen de...

La UMT del Virgen de la Arrixaca, referencia mundial en la lucha contra el Chagas

Chagas murcia2

La Unidad de Medicina Tropical (UMT) de la Región de Murcia puso en marcha hace diez años una estrategia para el diagnóstico precoz y control de la enfermedad de Chagas que tiene como objetivo identificar y tratar cuanto antes a los pacientes infectados por el parásito antes de que desarrollen la enfermedad. La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha señalado este modelo como ejemplo a seguir en territorios con afluencia migratoria importante, incluso en los países endémicos.

Los frutos de la iniciativa son evidentes: antes de planificar un circuito específico en el Servicio Murciano de Salud (SMS), en 2006 hubo seis diagnósticos de tripanosomiasis americana en la UMT, ubicada en el Hospital Universitario Virgen de la Arrixaca; ahora ya son 2.000 los pacientes diagnosticados y tratados, de unos 6.000 que se calcula que tienen el parásito sobre una población diana de 45.000 latinoamericanos procedentes de las principales zonas endémicas. La enfermedad afecta principalmente a Bolivia, pero también se extiende a zonas fronterizas de Ecuador y Argentina.

'Pole position'

Pedro Albajar, director del programa de Chagas en la OMS, señala que la cobertura de Murcia se sitúa "en la pole position mundial, muy por encima de la siguiente iniciativa conocida (una región suiza) para controlar esta enfermedad tropical silenciosa y silenciada".

La mejor forma de rentabilizar el modelo de Murcia "sería replicarlo en otros territorios, incluso aplicarlo a otras patologías", dice Pedro Albajar, de la OMS.

Agrega que con este sistema de tamizaje "Murcia ha quebrado la desatención existente al Chagas. La mejor forma de rentabilizarlo será que se replique en otros territorios, incluso aplicarlo a otras enfermedades", comenta antes de resaltar que ningún centro del mundo tiene tantos pacientes de Chagas controlados, ni siquiera en las zonas endémicas.

Precisamente la OMS está haciendo balance del Plan Mundial de Lucha contra las Enfermedades Tropicales Desatendidas, que inició en 2008. Según Albajar, el circuito establecido para el Chagas en Murcia "sería el único listo para pasar a un sistema de recogida de datos que permita entrar en fase de verificación de los resultados". La clave sería la intervención de "todos los actores implicados".

El director del programa de Chagas en la OMS recuerda que la infección puede estar décadas sin manifestarse como enfermedad, y que cuando lo hace comporta importantes alteraciones cardiacas y digestivas que, en ocasiones, incluso llevan a la muerte por causas no explicadas:"Por eso tratamos de detectar al mayor número posible de infectados no sintomáticos, para eliminar cuanto antes el parásito en los casos crónicos", explica Manuel Segovia, jefe de Servicio de Microbiología en la Arrixaca y responsable de la UMT.

Según sostiene, es vital abordar el control de la enfermedad más allá de los límites hospitalarios, colaborando con agentes externos, principalmente asociaciones de inmigrantes y consulados.

Sin tratamiento

"Cuando, hace 10 años, comenzaron a aparecer los primeros casos de Chagas -detectados por vía sanguínea en el Centro Regional de Hemodonación- había una confusión científica que agravaba aún más la situación de estos pacientes. Se reconocía la sintomatología del Chagas agudo, pero se consideraba el Chagas crónico como enfermedad autoinmune y no se trataba", recuerda Segovia.

La llegada de las técnicas de ADN corrigió el error al permitir detectar una parasitemia antes invisible y ello facilitó la implantación de la estrategia de la UMT.

Las primeras acciones emanaron de esta Unidad, que logró colaboración institucional para buscar a los candidatos a las pruebas casi "a domicilio", con una red de colaboradores que fue creciendo paulatinamente. Desde el punto de vista sanitario ha sido imprescindible la coordinación con los centros de atención primaria y las maternidades del SMS -principalmente a través del Programa Integral de Atención a la Mujer (PIAM)- con sesiones formativas para los profesionales.

"El abordaje a través de la población femenina es muy exitoso porque se preocupan de no contagiar a sus hijos", apostilla el técnico de la OMS. Esta sería una de las causas de transmisión del Chagas en España, donde está controlada la infección por donación de sangre u órganos.

"El circuito murciano "sería el único listo [en todo el mundo] para pasar a un sistema de recogida de datos que permita entrar en fase de verificación de los resultados"

A la estrategia se incorporarían también, por primera vez en el mundo, colectivos de inmigrantes, como Asapechamur, así como los consulados, para poder reclutar a inscritos y también a connacionales sin tarjeta sanitaria. La campaña se completaba con reparto de folletos informativos e intervenciones en radios latinas.

'In crescendo'

La llamada fue in crescendo y la respuesta no se quedó a la zaga. Ahora la iniciativa marcha en doble sentido, puesto que el "boca a oreja" entre la población diana es parte importante del esfuerzo educativo.

Un hito destacado es la celebración anual del Día del Chagas, que organiza un domingo al año la UMT en la Arrixaca y que concita la asistencia de centenares de candidatos a pruebas gratuitas y confidenciales. En la celebrada hace unos días se hicieron 500 pruebas. Con estas iniciativas, en el décimo aniversario de la Unidad se alcanzaron las 15.000 analíticas, que permitieron detectar 2.000 casos. Pero hay que buscar los otros 4.000 que calculan los índices de prevalencia.

El circuito no termina aquí. Quienes den positivo a las pruebas serán citados por la UMT para tratamiento con benznidazol (financiado por el SMS) y estrecho seguimiento. Cuando la detección es precoz, los pacientes se curan o tienen mejor pronóstico, pero si la enfermedad está avanzada se les remite a especialistas.

En esta Unidad se trabaja colaborativamente con otros grupos RICET en la identificación de marcadores clínico-inmunológicos, en el desarrollo de biomarcadores y también de inmunoterapias frente al Trypanosoma cruzi y la Leishmania infantu.

Noticia publicada en Diario Médico

Ver Noticia