Investigadores de la RICET declaran el probable primer caso de transmisión sexual de dengue

Mari Paz

El virus Dengue (VDEN) es un arbovirus transmitido principalmente por mosquitos del género Aedes, fundamentalmente Ae. aegypti y Ae. albopictus (mosquito tigre). Una vez que un mosquito infectado transmite el virus al ser humano, tienen que pasar 7-10 días (máximo descrito 3-14 días) hasta la aparición de la fiebre y los síntomas de enfermedad. Es el denominado periodo de incubación intrínseco.

Pero otras vías de transmisión del VDEN han sido descritas en la literatura científica como, por ejemplo, a través de la trasfusión de sangre infectada y hemoderivados, asociada a trasplante, lactancia materna y vía vertical (intraparto y perinatal). En algunos casos se ha detectado el genoma del virus en otros fluidos como orina, saliva, semen o en secreciones vaginales aunque no es frecuente.

En relación a la posible transmisión sexual de VDEN, anteriormente sólo se había descrito otro caso probable en Corea del Sur. Se trata de un hombre que, sin haber viajado, adquiere la infección tras mantener relaciones sexuales con una mujer que se había infectado tras un viaje a Indonesia. Ambos mantuvieron relaciones sexuales sin protección en el periodo agudo de la infección de la mujer.

En España, donde el mosquito tigre está presente, fundamentalmente en el litoral mediterráneo, se notificaron los seis primeros casos autóctonos en el año 2018. En 2019 se notifica uno más. Todos ellos se produjeron en zona donde el vector Ae albopictus, está establecido.

En septiembre de este año, en la Unidad de Medicina Tropical del Hospital Ramón y Cajal liderada por Rogelio López-Vélez, investigador de la RICET, se diagnosticó un nuevo caso autóctono de infección por VDEN. “Se trataba de un varón (V1) que no había salido de Madrid durante todo el periodo de incubación intrínseco. Su pareja (V2), que tuvo síntomas compatibles con la infección por VDEN 11 días antes, sí había viajado fuera del país durante el periodo de incubación intrínseco: a Cuba y a República Dominicana.” Nos explica María Paz Sánchez-Seco, responsable del Laboratorio de Arbovirus del Centro Nacional de Microbiología (CNM) del Instituto de Salud Carlos III.

Este laboratorio, que también pertenece a la RICET, recibió entonces las muestras para la confirmación del diagnóstico y realización de estudios adicionales. Se confirma así la infección por VDEN en ambos pacientes. Se consigue la detección de genoma del virus (ARN) mediante RT-PCR (Reacción de cadena de polimerasa-transcriptasa reversa) en muestras de suero, orina y/o semen en ambos pacientes. Se analiza la secuencia del fragmento amplificado que muestra un 100% de identidad. Además, se compara con secuencias disponibles en el CNM obtenidas de viajeros procedentes de diferentes zonas endémicas y se ve que la secuencia presente en ambos pacientes es igual a una cepa que está circulando en Cuba en la actualidad.

La vigilancia entomológica e investigaciones ad hoc, realizadas desde los Servicios de Salud Pública de la Comunidad de Madrid, indican que no hay asentamiento del mosquito tigre en ninguna de las zonas visitadas por ambos pacientes en Madrid. Se descarta, además, la posibilidad de importación de mosquitos en los viajes realizados por V2.

Por lo tanto, “todos estos datos apuntan a una muy probable transmisión sexual del virus. Aunque la infección vectorial es la vía de transmisión fundamental, hay que tener en cuenta la posibilidad de transmisión sexual en otros casos y hacer estudios en profundidad que nos ayuden a comprender mejor todos los aspectos relacionados con la transmisión de este virus”- concluye María Paz Sánchez-Seco.

En estos últimos años, han ido apareciendo los primeros casos autóctonos de enfermedades víricas transmitidas por vectores, consideradas antes como importadas, poniendo una vez más de manifiesto la importancia de la investigación coordinada, que  nos permite estar preparados ante estos nuevos retos, así como apoyar a los países dónde esas enfermedades son endémicas.

La transmisión sexual es la única explicación plausibleDiagnosticado en Madrid uno de los primeros casos de transmisión sexual de dengue en el mundo